.status-msg-wrap {visibility:hidden;display:none;}

martes, 1 de noviembre de 2016

AIRE FRESCO: la peronización de la política.

Escribe Diputado Alejo Umpierrez

“Una empresa de papel, sin licitación y sin antecedentes, fue colocada privilegiadamente para cobrar peajes a las empresas que exportaban”

 El diputado Jaime Trobo acaba de presentar la solicitud para la instalación de una comisión investigadora en torno a los negocios de la empresa Aire Fresco S.A. Tuvimos la fortuna de trabajar estrechamente con el diputado Trobo en este proceso como para conocer de adentro la temática que hablamos. Y es lamentable.

Uruguay vive desde hace años una degradación lenta pero consistente de su institucionalidad y del respeto a las leyes que verdaderamente preocupa.




Le hemos dado un nombre: “la gelatinización de las instituciones”. Y la preocupación viene por el lado de la deslegitimización que ello causa en la percepción ciudadana en cuanto al valor de la democracia.

El gobierno de Mujica fue especialmente contumaz en su accionar deprecatorio de las reglas de juego de la “democracia burguesa”. En estos últimos diez años hemos visto ataques directos – o solapados vía ahorcamiento presupuestal – al Poder Judicial; el ex Presidente de la República ha hecho política menuda de manera desembozada en violación de la Constitución de la República, se han votado leyes inconstitucionales a cada rato; se pasó por arriba a expresiones de la soberanía popular como resoluciones plebiscitarias, etc., por mencionar algunas perlas del collar.

Legiones de mediocres por cuota política han asaltado el gobierno y lo ejercen en búsqueda de un poder que anhela perpetuarse. Para ello algunos sectores no han reparado en medios para ellos. Como pieza final de este engranaje, el sindicalismo se ha engarzado en el gobierno como una polea más de un aceitado mecanismo de poder.

Mujica ha sido y es el adalid de la peronización criolla de la política con su porte demagógico y populista. Así desde el gobierno se ha admirado y apoyado a todos aquellos regímenes que se han dedicado a atropellar las instituciones – y aún los DDHH – en América.

Y con uno de ellos – Venezuela – sostuvimos muy firmes lazos que no solo fueron ideológicos y comerciales. Acá se vio la peor faceta de la peronización señalada. Se montaron estructuras destinadas a favorecer compañeros de ruta en el marco de millonarias exportaciones hacia la nación caribeña – carcomida por la corrupción gubernamental -; donde tales organizaciones cobraron jugosas comisiones, millonarias también.

Pero naturalmente estas estructuras no solo se utilizaron para beneficiar a integrantes del MPP sino para financiar al sector. Financiación que sirvió primero para aplastar a sus adversarios en la interna frentista y que luego se volcó como mazazo contra los opositores.

Mujica estructuró un montaje perverso de financiación partidaria. En primer lugar inventaron una empresa (Aire Fresco S.A.) creada en el 2007.

En 2011 se firman acuerdos comerciales con Venezuela y allí en protocolos oficiales aparece como contraparte del Estado venezolano no el estado uruguayo sino una empresa privada local. Casualmente esta empresa, inexistente comercialmente hasta entonces, empieza a funcionar en el mismo año y poco antes de la firma de estos acuerdos. Sus directores son Omar Alaníz y Carlos Decia, integrantes del MPP y director el primero del Fondo Raúl Sendic, financiado éste por el MPP. Decia es también propietario de una odiada off – shore o Panamá Paper (International Investment Corp.) y habitual proveedor de ANTEL con LIDEFYL S.A.

Así Aire Fresco S.A. una empresa de papel, sin licitación y sin antecedentes, fue colocada privilegiadamente para cobrar peajes a las empresas que exportaban.

Así lo han hecho los molinos arroceros, las avícolas y los lácteos (así lo han reconocido distintos actores económicos hasta el propio Ministro Aguerre), oblando todos para la corona. Aire Fresco S.A. reconoció al semanario “Búsqueda” haber cobrado más de U$S 8.000.000 por concepto de intermediaciones.

¿Fueron estos millonarios montos para Aire Fresco S.A. exclusivamente?, ¿Fue un generoso y desinteresado regalo de Mujica el acceso a tan millonarias sumas?, ¿se volcaron a otras cuentas?, ¿favorecieron a sectores políticos? Demasiadas dudas y muchas preguntas para contestar.

El expresidente Mujica debe muchas respuestas a estas interrogantes.

Por lo pronto el diputado Trobo prueba en la documentación aportada a la Preinvestigadora que la mismísima declaración del expresidente Mujica ante la Corte Electoral reconoce el aporte de Aire Fresco S.A. por $ 480.000.

Reconocimiento que se hizo cuando todavía no había saltado el escándalo alrededor de esta “empresa” y error del que hoy se arrepentirán. Ahora, ¿habrá sido esa cifra o fue más? No es conspirar sino hipotetizar sobre claros elementos presuncionales que existen además de los documentos concretos.

Por lo pronto lo claro en primer lugar es que una empresa integrada por elementos del MPP y puesta por el MPP en una posición privilegiada, ha financiado al MPP con las comisiones de las ventas realizadas a Venezuela donde fueron colocados “a dedo”.

Tal financiación es ilegal y es corrupción. Y hay que decirlo con todas las letras. No fue muy diferente a lo que sucedió con la empresa de publicidad “La Diez”, creada ex profeso para manejar la millonaria cuenta publicitaria de ANCAP por Sendic y su grupo como forma de financiar desde el poder y con dinero de empresas emprendimientos políticos sectoriales.

Este tipo de conductas no pueden ser soportadas sin indignación. No es el país de nuestros mayores, ni es el que queremos para nuestros hijos. Que el “peronismo” se quede en Argentina. Demasiado carga dicha nación con tal flagelo como para contagiarnos de todo lo pernicioso de tal forma de actuación y concepción del ejercicio de la política.

Hay una denuncia penal en curso presentada por el Dr. Salle sobre este tema; pero ello no obsta a que esta investigadora siga su curso. Una cosa es la responsabilidad administrativa y política que se juzga ante el Parlamento y otra es la penal que se dirime ante la Justicia.

Cuando salga este artículo ya se habrá dilucidado si tenemos Investigadora o no. Gonzalo Mujica, frenteamplista de toda su vida, ha dicho con claridad que votará a favor. Falta solo un voto para habilitar un saneamiento institucional. Los demás como dijo el propio diputado Mujica “deberán explicar porqué no la votan”.

En caso contrario se recurrirá a la vía penal. De lo que nos les debe caber duda es que este río suena mucho y mucha agua trae.

La Democracia y las instituciones están en juego y no es una hipérbole. Salvo que bajemos la cabeza y aceptemos que procederes desviados de la ética y el derecho son la forma normal de hacer política.

No es el estilo del Partido Nacional.