.status-msg-wrap {visibility:hidden;display:none;}

lunes, 27 de marzo de 2017

La CEM gestionó importante reunión entre CAME y CRECE, confederación uruguaya

Los orientales quisieron saber cómo se consiguió en el país bajar comisiones de las tasas abusivas que cobran las tarjetas, porque sufren lo mismo. Hermandad de la CEM con la Cámara Empresarial de Maldonado fue clave en la reunión.


La Cámara Económica Mercedina fue la gestora de una más que importante reunión entre CAME y la confederación uruguaya CRECE, que es presidida por José Pereyra de Boro, gerente de la Cámara Empresarial de Maldonado, con el que la CEM tiene un acuerdo de reciprocidad. Trabajaron sobre la baja de intereses en las tarjetas de crédito, un tema más que saliente para el comercio.



Con la finalidad de intercambiar trabajo que favorezca la actividad comercial, representantes de la Cámara Regional de Empresarios y Comerciantes del Este de la República Oriental del Uruguay (CRECE) se reunieron en la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME).

Frente a las tasas abusivas que les cobran los prestadores de tarjetas a los comerciantes uruguayos, los dirigentes de la CRECE decidieron consultarle a la CAME –por su amplia trayectoria– respecto de los métodos y las formas que utilizaron en la Argentina para conseguir la baja las comisiones.

“Los uruguayos están también peleando por lo mismo y en este marco estuvimos reunidos en la sede de CAME, de Lavalle y Corrientes”, explicó el gerente de la Cámara Económica Mercedina, quien se llegó hasta la reunión junto a Julio Leconte, miembro de la comisión directiva. Desde la CEM tuvieron especial protagonismo ya que fueron los gestores del encuentro entre las entidades de ambos países limítrofes.

“Fue una reunión amena e intercambiamos datos sobre la problemática de esta ley de tarjetas de crédito, y se los asesoró porque ellos no tienen una ley que proteja a los comercios en la igualdad como tenemos nosotros, aunque tienen un sistema de comisiones distinto, y se está tratando de hacer una lucha conjunta con mayor información”, remarcó Pietrucha.

Vale remarcar en este contexto todo el esfuerzo que se hizo desde la CEM juntando firmas y lo que se expresó en CAME el lunes, dado que se terminó firmando un convenio en el que se bajan las comisiones y se busca que en tres años haya una nueva baja hasta llegar a cero.

“Unos 5 mil millones de pesos en el año que antes iban al mercado de bancos y tarjetas de crédito y débito van a quedar en los comercios”, destacó Pietrucha.

Trabajo de años
Gracias al impuso de entidades como la Cámara Económica, en conjunto en la CAME, en 1999 se redujo la alícuota correspondiente a las tarjetas de crédito de un 10 al 5 %. Luego, en una segunda etapa en el 2005, se bajó del 5 al 3% y, la comisión de las tarjetas de débito de un 2 al 1,5 %.

El último logro alcanzado en este aspecto, ha sido la firma de un acuerdo entre Osvaldo Cornide, presidente de la CAME, y Guillermo Cabrera, ministro de Producción de la Nación. Al mismo tiempo, el año pasado la entidad presentó un proyecto de baja de comisiones que ha sido aprobado por unanimidad en el Honorable Senado de la Nación y girado a la Cámara de Diputados. El proyecto determina la disminución de las alícuotas cobradas por las tarjetas de crédito y débito, del 3% al 1,5% y del 1,5% al 0% respectivamente.

Por parte de la CAME participaron Mauro González, secretario de Relaciones Institucionales; Ariel Pietrucha, Vicepresidente Regional provincia de Buenos Aires interior Oeste, y los Doctores Francisco Matilla e Ignacio de Jáuregui, asesores legales. Por otro lado, los representantes de la CRECE que se hicieron presentes fueron José Pereyra, presidente de la Cámara Empresarial del departamento de Maldonado; Fernando Peloche y Daniel Dalmás, vicepresidente y directivo de la misma; Martín Rodríguez, presidente del Centro Económico de Rocha; Tomás Casas, presidente del Centro Económico de Lavalleja; Miguel Brun, presidente del Centro Económico de Treinta y Tres y el Dr. Julio Facal, asesor.
www.nuevocronista.com.ar